21-07-2019
Domingo

Radio

El drama del cierre de una fábrica contada en primera persona

Miguel Valentino trabaja hoy por última vez en la fábrica de llantas Mefro Wheels después de 18 años. Acusa de vaciamiento a la firma alemana y responsabiliza por el cierre al gobierno nacional por la apertura de importaciones



El drama del cierre de una fábrica contada en primera persona

Martes 14 de Febrero de 2017.

Tras cuarenta días de conflicto, la empresa Mefro Wheels -la única fábrica de llantas del país- cierra sus puertas, luego de que los 170 trabajadores decidieran acordar con la patronal el pago de las indemnizaciones.
Miguel Valentino es delegado de los trabajadores de la planta de Ovidio Lagos al 4400 y sostuvo que la principal responsable del cierre es la casa central de Alemania, aunque reconoció que la apertura de las importaciones agravaron la situación.
"La culpa la tiene el dueño que está en Alemania, que vacía esta fábrica para beneficiarse trayendo ruedas de Europa", señaló Valentino a "El primero de la mañana" de La Ocho. Dijo que la reestructuración estaba hecha "para hacer entre 120 mil y 150 mil ruedas por día" pero que "si no ayudan los de arriba no podemos hacer nada".
Y en este marco apuntó contra las políticas económicas del gobierno nacional. Dijo que la apertura de importaciones "fue lo que nos mató a nosotros, ya que al permitir la importación en vez de hacer las ruedas nosotros las traían de Tailandia, Sudáfrica o Alemania".
"Con una sola firmita que dijera por un tiempo se frenaba la importación esto se solucionaba muy rápidamente", advirtió Valentino.

© GUILLERMO ZYSMAN